Dos tercios de los conductores ven mal de noche
Dos tercios de los conductores ven mal de noche

Increíble pero dos tercios de los conductores españoles ven mal de noche. Así mal vamos. La fuente es un estudio de Tunsgram, la histórica compañía europea de iluminación para vehículos[…]

Eléctricos sí, de hidrógeno no
Eléctricos sí, de hidrógeno no

Parece que los coches eléctricos están ganando terreno a los diésel y gasolina pero siguen sin arrancar los de motor de hidrógeno. Aquí los porqués: Se dice que los coches[…]

Desinfecta tu ventilación en cuarentena
Desinfecta tu ventilación en cuarentena

Desinfectar la ventilación en la cuarentena es algo que debemos tener al día en nuestro vehículo. Si tienes que conducir por motivos de trabajo, desplazamientos de salud u otra índole[…]

Casos en los que sí conducir en cuarentena
Casos en los que sí conducir en cuarentena

Son más o menos siete los casos en los que se puede conducir, aunque siempre hay excepciones. Apunta: Ir al súper, a la farmacia, al kiosko a por prensa y al estanco. Pero ojo, debes ir al que te quede más cerca de casa o si vas a comprar mucho y el maletero te ayuda. De otro modo, puedes exponerte a una multa. Sé responsable.






Cómo preparar tu coche y proteger la batería del aislamiento en cuarentena
Cómo preparar tu coche y proteger la batería del aislamiento en cuarentena

Saber cómo proteger tu coche y la batería es fundamental hora que tenemos el coche parado.

Te explicamos como dejar tu coche aparcado sin que sufra averías por el desuso. Si lo tienes en casa, en un garaje o parcela, puedes llevar a cabo algunas mejoras:






Trámites del coche sin salir de casa
Trámites del coche sin salir de casa

Estos son los trámites del coche que puedes hacer sin salir de casa para mitigar el aburrimiento generado por el dichoso coronavirus: Lo primero, saber que Tráfico ha cancelado todas las citas que pudieran estar pendientes porque obviamente y ahora mismo los desplazamientos están muy restringidos. De las pocas cosas buenas que podemos sacar de este «arresto» (y tenemos que sacárselas, que seguro que hay más de las que pensamos) es que tenemos tiempo para adelantar gestiones que el resto del año vamos aplazando.