Dar de baja un coche, descubre cómo hacerlo

Dar de baja un coche parece complicado, pero es muy sencillo si se sabe cómo.

Por eso, vamos a enseñarte las dos posibilidades que nos da la DGT a la hora de dar de baja un automóvil y los requerimientos para ello.

Primero tenemos que tener en cuenta que el hecho de dar de baja un coche en la DGT implica que ya no podrá seguir circulando por las carreteras. Tampoco podrá estacionarse en la vía pública. Esto último es muy importante no olvidarlo, ya que de hacerlo nos enfrentamos a posibles multas.

Según la Dirección General de Tráfico podemos realizar este trámite de forma temporal o de forma definitiva. La baja temporal es revocable, la definitiva no.

Los motivos por los que se puede dar de baja de forma temporal un automóvil son muy variados. Por ejemplo, la sustracción del mismo, la venta a un comercio de compraventa de vehículos o la falta de uso durante un tiempo prolongado. El papeleo debe tramitarse a través de la DGT.

Esta modalidad de baja tiene una ventaja, durante el tiempo de su vigencia no se pagará el impuesto relativo al rodaje en tu ayuntamiento.

Dar de baja

Por otro lado está la baja definitiva. Esta debe llevarse a cabo a través de un Centro Autorizado de Tratamiento de Vehículos, comúnmente conocidos como desguaces. Allí nos ayudarán con los trámites necesarios para formalizar la baja y nos darán un documento justificativo de la misma. Tras unos días se recibe en el domicilio la confirmación de la DGT de la baja definitiva.

Existe una excepción a esta norma. Aquellos coches que sean históricos, de colección o de época que se vayan a destinar a un museo. Estos podrán darse de baja a través de la DGT, sin necesidad de llevarlos al desguace.

Los papeles que necesitamos presentar en cualquiera de los dos casos son los siguientes:

  • Permiso de circulación del vehículo.
  • Tarjeta de ITV del vehículo.
  • DNI de la persona responsable del vehículo.
  • Permiso de conducción.

En caso de robo del automóvil, se deberá aportar la documentación del conductor y la denuncia presentada ante la Policía.

Esperamos haber ayudado a que la próxima vez que tengáis que dar de baja un coche os resulte ¡pan comido!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *